domingo, 11 de mayo de 2014

MUSEO FREDERIC MARÉS



Frederic Marés, escultor y coleccionista catalán, donó en el año 1944 sus colecciones a la ciudad de Barcelona. Un par de años más tarde se inauguraba este museo en el Palacio Real de los Condes de Barcelona en el corazón del Barrio Gótico. En dicho museo podemos disfrutar de una excelente colección de escultura, que van desde la Antigüedad hasta el siglo XIX.


Figurilla femenina de terracota.


Retrato femenino en caliza del siglo I ó II d.C. Época romano imperial.


Retrato de Augusto esculpido en mármol blanco en el Taller de Tarraco en el siglo I d.C.


Copia moderna de un retrato de Marco Licinio Craso, integrante del primer Triunvirato.


Agripina la Menor en mármol blanco. Siglo I d.C.


Torso de Venus.


Torso de Sátiro en mármol blanco procedente de Mas dels Canonges (Tarragona).


Torso de Dionisio del siglo II d.C.


Grupo de dos figuras femeninas, en mármol blanco, procedente de Zaragoza.


Frontal de un sarcófago del siglo IV d.C. que representa escenas del Antiguo y el Nuevo Testamento, dispuestas a modo de friso corrido. El sarcófago completo se descubrió durante el siglo XVII en Layos (Toledo).


Mare de Déu amb el Nen, escultura medieval de finales del siglo XII. Iglesia de Santa María de Plandogau d'Oliola (Lleida).


Maestro de Cabestany es el nombre por el que se conoce a uno de los máximos representantes de la escultura románica meridional europea, cuya identidad real es un misterio. Este estilo viene marcado por la influencia del mundo clásico, un fuerte sentido expresionista, un importante movimiento de las vestimentas y un gusto cuidado por el detalle. Su arte se extiende desde la Toscana hasta Navarra, el Languedoc y Cataluña.


La aparición de Jesús a sus discípulos en el mar, siglo XII. Este relieve de la portada del monasterio de Sant Pere de Rodes (Girona) se considera una de las obras maestras de Cabestany.


Agnus dei. Arquivolta del monasterio de Sant Pere de Rodes, del Taller de Cabestany. Siglo XII.


Virgen con el Niño. Siglo XII. Talla policromada.


Virgen con el Niño. Finales del XII - principios del XIII. Talla policromada.


Detalle del Niño Jesús en Majestad. Representación típica de la pintura y escultura del Románico.


Cristo de un Descendimiento, talla policromada de finales del siglo XII. Procedente de Asturias.


Cristo Crucificado en madera. Aproximadamente hacia 1.200.


Diversas tallas en madera de la Madre de Dios.


Cristo crucificado de principios del siglo XIV.


Virgen María y San Juan de un Calvario. Talla en madera del siglo XIV procedente de Porquera de Butrón (Burgos).



Sant bisbe. Siglo XIV.



San Pedro. Siglo XIV.



San Miguel.


San bisbe. Segunda mitad del siglo XIV - siglo XV. Piedra arenisca con restos de policromía.


Portada románica de la segunda mitad del siglo XIII, procedente de una iglesia, que aún permanece en pie, en Castillo de Anzano, en Huesca.



Figura yacente de una dama. Cubierta de sarcófago. Siglos XIII - XIV.



Figura yacente de un caballero. Cubierta de un sarcófago gótico de piedra. Siglos XIII - XIV.




Sepulcro de Don Pedro Suárez, del taller de Ferrán González, en alabastro, procedentes del Convento de Santa Isabel de los Reyes (Toledo).


Sepulcro de Juan de Vargas, en alabastro, obra de Mestre Ruiz. Procedente de Convento de Santa Isabel en Alba de Tormes (Salamanca). Escultura renacentista.


San Jorge. Talla policromada de inicios del siglo XVI.


San Miguel derrota al dragón.


Conversión de San Pablo. Talla policromada del siglo XVII.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...