lunes, 12 de octubre de 2015

GENSERICO.



Rey de los vándalos que gobernó también sobre los alanos, guerrero audaz, martillo de occidente, durante varias décadas mantuvo en jaque tanto las legiones romanas como a la flota de Bizancio. Valiente y decidido afianzó su dominio en el Norte de África, sometió Cartago y desde allí sometió el mar Mediterráneo a sus caprichosas razzias, estableciendo un terrible estado bárbaro a orillas del mar.



El 22 de abril del 455 sus vándalos arrasaron y saquearon Roma, que se salvó gracias a la intervención del papa León I el Magno. Bajo su reinado la palabra vándalo se convirtió en sinónimo de pillaje, gamberrismo y destrucción. Y algo insólito para un caudillo militar, Genserico murió en 477, no por el veneno, ni por el acero, sino vencido por la edad. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...