martes, 23 de septiembre de 2014

PRIBINA, PRÍNCIPE DE NITRA.



Desde Nitra, la ciudad más antigua y auténtica madre de las ciudades eslovacas, el Príncipe Pribina,ve pasar el tiempo, contemplando desde la plaza que lleva su nombre todo el acontecer histórico. La plaza de Pribina (Pribinovo námesti) es uno de los lugares más pintoresco de la histórica ciudad de Nitra, situada a los pies del castillo en el lugar donde fenece la calle Mostná.


Pribina fue el príncipe de Nitra, una antiquísima forma estatal eslava, que fue absorvida por la Gran Moravia. Como muchos gobernantes paganos altomedievales Pribina recibió el cristiano bautismo para ganarse el favor de los estados más poderosos (como Bizancio), fundándose bajo su mandato la iglesia más antigua de Nitra, y muy probablemente de Eslovaquia.



En el año 833 la Gran Moravia, con Mojmir I al frente, se anexionó el Principado de Nitra, apartando del poder a Pribina. Qué sucedió con el antiguo príncipe es motivo de controversias. Para unos, Pribina marchó al exilio y se acomodó junto al lago Balatón, como vasallo fiel del rey franco Luis el Germánico, que le cedió un feudo en la Baja Panonia. Para otros, Pribina se convirtió en vasallo de su vencedor Mojmir I. Se como fuere, lo más importante era sobrevivir, y Pribina demostró ser un experto en estas lides.  


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...