lunes, 1 de septiembre de 2014

HOREMHEB Y HORUS.



Los faraones fueron auténticos dioses en la Tierra. Los reyes de Egipto siempre buscaron la identificación con algún dios. Horemheb, militar advenedizo que se hizo con el trono después de la turbulenta época de Amarna, comparte la eternidad junto al dios halcón Horus. Ambos, el dios y el hombre, gobiernan Egipto desde el mismo trono. Viéndolos juntos, uno no puede dejar de preguntarse de qué temas hablaban el halcón y el guerrero; ¿la vida, la guerra, el estado, la muerte...?



La piedra caliza da soporte a una obra en que Horemheb está sentado a la derecha de Horus, que rodea con su brazo derecho la cintura del mortal. La mano izquierda del dios sujeta la llave de la vida. Rey y Dios aparecen con el pecho desnudo, la falda corta y la doble corona del Alto y del Bajo Egipto. El realismo de los detalles anatómicos son una continuación del arte amarniense de la corte del Faraón Hereje Akenatón.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...