jueves, 6 de marzo de 2014

EL OBELISCO Y EL ELEFANTE DE BERNINI



Existen once obeliscos egipcios diseminados por toda Roma, pero este es especial. Se trata del más pequeño de todos ellos, pertenecía a la dinastía XXVI y al parecer fue llevado a la Ciudad Eterna por el emperador Diocleciano. Y lo que hace de este un obelisco especial es su base, un hermoso elefante esculpido por el alquimista del cincel Bernini, y que se conoce popularmente como Pulcino della Minerva, por estar situado frente a la basílica Santa María Sopra Minerva, en la plaza del mismo nombre. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...