viernes, 10 de junio de 2016

HERMAN VON SALZA.



Experimentado diplomático, maestre de la Orden Teutónica, amigo (y consejero) de Federico II Hohenstaufen, mediador entre Emperador y Papa e influyente político en la Europa del siglo XIII.

Antes de participar en la quinta cruzada, Herman von Salza dirigió una expedición militar contra los cumanos a petición del rey de Hungría Andrés II. Una serie de controversias con la nobleza local y el propio monarca, desencaderon la expulsión de la orden del territorio magiar.

En Tierra Santa actuó como casamentero de su amigo el emperador, participando en los acuerdos prematrimoniales con Isabel II de Jerusalén, la hija de Juan de Brienne. También intervino, junto a otras personalidades, en las negociaciones que hicieron posible la recuperación de Jerusalén para la causa cristiana.

A Herman von Salza le picó el gusanillo de la cruzada y convencido de lo difícil que iba ser medrar en Oriente, dirigió su punto de mira a otra región de Europa: el Báltico. En colaboración con Conrado I de Masovia puso en marcha una cruzada para evangelizar a los pueblos bálticos que seguían manteniendo sus tradiciones paganas. De esta manera el maestre de la Orden Teutónica ponía las bases para la expansión alemana en Europa Nororiental. A partir de este momento los Caballeros Teutónicos formaron un estado feudal centralizado en Prusia y en 1237 incorporaron en sus filas a los Hermanos Livonios de la Espada.

Agotado y sintiendo el aliento del Parca en el cogote, abandonó la orden y se retiró a Salerno. El inevitable desenlace ocurrió pocos meses después.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...