viernes, 14 de julio de 2017

CATEDRAL DE BRAGA



Braga – antigua Braccara Augusta – pasa por se la capital religiosa de Portugal, desde la época en que se convirtió en cabeza de convento.


Gruesos muros, almenas y un recio torreón le confieren el aspecto de auténtica fortaleza.


¿Una fortaleza para defenderse de los intrusos? O ¿para evitar que escapen los que duermen el sueño eterno bajo su suelo, custodiados en su cripta?



En el interior de este templo románico descansan los condes portucalenses Teresa de León y su esposo Enrique de Borgoña, padres del primer rey de Portugal Alfonso I.


En el año 1102 el obispo de Compostela, Diego Gelmírez, visitó la ciudad de Braga y su catedral, con la sana intención de robar algunas de las reliquias que allí se conservaban. La clerical hazaña es conocida como el Pio Latrocinio. Además de las reliquias, Gelmírez consiguió que Santiago de Compostela se convirtiera en Archidiócesis.

 


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...