martes, 28 de abril de 2015

ANTE LEÓNIDAS EN EL LOUVRE.



Poeta guerrero, con trescientos hombres, más amigos que soldados, controlaste en las Termópilas a un millón de persas. Tres días de Sol, lucha y sangre, pero ninguna lágrima derramada. Llorar es un lujo que un espartano no puede permitirse. Por coraza la piel, y por escudo únicamente un corazón henchido de libertad. Tres días aguantaron los valientes, mas un dedo traidor señaló el camino al enemigo. Saetas y flechas persas oscurecieron el cielo y como una aciaga tormenta de destrucción y muerte, cayeron sobre Leónidas y sus trescientos guerreros. Aquella jornada se abrieron las puertas del cielo para ellos.


Leónidas en las Termópilas es un cuadro de Jacques Louis David, y se encuentra en el inabarcable Museo de Louvre.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...