miércoles, 26 de junio de 2013

LOS TETRARCAS DE SAN MARCOS



En una esquina de San Marcos, alejada de la mayoría de las miradas, se encuentra este grupo escultórico, que se piensa representa a los cuatro tetrarcas, que estrechan lazos entre ellos. Diocleciano implantó este sistema el año 285 y dotó al Bajo Imperio Romano de cierta estabilidad. Dividió el imperio en cuatro zonas de influencia, con la existencia de dos Augustos, Maximiniano y el mismo Diocleciano y dos césares Galerio y Constancio Cloro. Los augustos delegaron en sus césares en el 305, pero estalló la anarquía, que terminaría con una reunificación de la mano de Constantino el Grande.  La escultura en cuestión, labarada en porfirio, se trasladó a Venecia en el siglo XIII, tras el saqueo de Constantinopla durante la Cuarta Cruzada. Se piensa, atendiendo a criterios estéticos, que las manos de un escultor egipcio del siglo III d.C, fueron las que dieron forma a este conjunto de estadistas, que unen fuerzas, en pos de un objetivo común: restaurar el orden en el Imperio Romano tras una convulsa centuria. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...