miércoles, 16 de diciembre de 2015

DIADEMA ARGÁRICA.



Las élites sociales, siempre han gustado utilizar oro (u otro metal noble) para diferenciarse del resto de la población. Esta diadema hallada en Caravaca de la Cruz, procede, con toda probabilidad, de un enterramiento. Dentro de la cultura argárica, la pieza presenta una excepción, pues los artesanos de El Argar empleaban preferentemente la plata y no el oro para confeccionar sus joyas.



Diademas similares a esta han aparecido en enterramientos femeninos, destinadas a ornamentar y resaltar la posición de privilegio de su poseedora. Desde el Calcolítico, y especialmente durante el Bronce, asistimos al uso creciente del oro en la confección de joyas, con un claro valor de prestigio y diferenciación social.  
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...