domingo, 5 de noviembre de 2017

SENG YI XING.



Una mente brillante para una época brillante, la dinastía Tang. Monje budista, mecánico, astrónomo y matemático. Muchas de sus investigaciones las desarrolló en el complejo de la Gran Pagoda de la Oca Salvaje situada en la capital de la época, Chang'an (actualmente Xian).

Yi Xing llevó a cabo, por encargo imperial, la medición de la Tierra y del Cosmos, cuyos resultados se aproximan bastante a los aceptados en la actualidad. También inventó un globo estelar que incluía un mecanismo de escape.


“Desde los primeros días, la astronomía fue la reina de las ciencias chinas. Los antiguos chinos estudiaban el firmamento para perfeccionar sus métodos de predicción astrológica; por espacio de muchos siglos, el estudio de la astronomía fue un monopolio real que solo se delegaba en los observadores más agudos y en los matemáticos más hábiles, nativos o extranjeros. Se creía que el conocimiento de la astronomía daba al hombre poder sobre la naturaleza y de aquí que se le mantuviera aparte de las personas ordinarias”
Edward H. Schafer. La Antigua China.


Como homenaje a este astrónomo chino, un asteroide del Cinturón de Asteroides fue bautizado con su nombre.  
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...